Incentivos para empleados: 7 estrategias para mejorar el compromiso

¿Está buscando nuevas o mejores formas de aumentar el compromiso de los empleados? Una forma de hacerlo es mediante incentivos de desempeño que motiven y recompensen a los empleados. ¿Tienes un plan de incentivos existente que necesita una actualización? ¿O estás planteando uno desde cero?

independientemente de la situación, puede ser útil considerar algunos de los programas de bonificación ya probados y que han funcionado para otras empresas de éxito. Aquí encontrarás algunos para comenzar:

1. Bonificación de inicio

Ofrecer un bonus de inicio puede ser una buena motivación para que los mejores talentos se unan a tu empresa. En lugar de basarse en completar un proyecto o alcanzar un cierto nivel de desempeño, se otorga al contratar. Un bonus de inicio puede ayudarte a encontrar candidatos con habilidades de alta demanda y requisitos clave de talento. Por lo general, es un pago de suma global que el empleado recibe con su primera nómina o después de una cierta cantidad de tiempo en el nuevo puesto.

2. Bonus de retención

¿Tu empresa está a punto de someterse a una fusión, adquisición u otra transición significativa? Si es así, es posible que quieras considerar una bonificación de retención, que se utiliza para retener a los empleados críticos durante tiempos de cambio. Tu empresa pagaría al empleado una cantidad predeterminada cuando ocurra el evento o una fecha específicos. El empleado generalmente recibe la mitad del bono en su nómina en una fecha específica y la mitad restante en una fecha que elija la empresa.

3. Bonus por recomendación

Los buenos empleados a menudo conocen a otras personas talentosas que pueden querer unirse a tu empresa. Considera ofrecer una bonificación por recomendación a los empleados actuales por recomendar candidatos para puestos de trabajo que terminen siendo contratados.

4. Bonificación basada en el desempeño

Este bonus se concede cuando un empleado, equipo o toda la empresa logra una meta u objetivo específico. Los bonus basados ​​en el desempeño generalmente se programan en torno a un período de tiempo específico, como anualmente, semestralmente o trimestralmente.

5. Bonificación por proyectos específicos

Este bonus se utiliza para recompensar a los empleados o equipos en función del proyecto. Los miembros del equipo generalmente reciben una suma global después de completar con éxito un proyecto especial. Esto significa que el proyecto se completó a tiempo, dentro del presupuesto y cumplió con cualquier otro criterio de desempeño establecido.

6. Bonus al contado

¿Qué pasa con esos momentos en los que quieres mostrar un reconocimiento inmediato por el trabajo excepcional de una persona o equipo? Una bonificación al contado podría hacer la labor. Se basa en la observación directa o en los comentarios de otros y es una forma rápida de mostrar agradecimiento antes de que se otorguen las bonificaciones de fin de año. Un empleado o equipo puede ganar un bonus puntual al ir más allá en un proyecto específico o al tomar acciones que impacten positivamente en los objetivos de la empresa.

7. Recompensas no monetarias

Estos tipos de beneficios son populares por un par de razones. Primero, tu empresa puede tener o no los fondos disponibles para entregar una recompensa en efectivo. En segundo lugar, algunos empleados pueden incluso apreciar este tipo de recompensas más que el dinero. Por ejemplo, el tiempo libre adicional, las oportunidades de teletrabajo o los horarios flexibles pueden atraer más a los empleados con poco tiempo o aquellos que tienen largos desplazamientos.

Independientemente de las bonificaciones o incentivos que elijas, es fundamental que los líderes de tu empresa sepan qué opciones motivarán mejor a los propios empleados para diseñar un programa acorde que realmente funcione.

Este artículo se publicó primero en Vistage US, puedes leer el artículo original aquí.